Las relaciones tóxicas que todas quisimos alguna vez PARTE II

Bienvenidx a un episodio más en donde nos abriremos los ojos y nos diremos, ¿NETA ME MORÍA POR ESTE PATÁN? Sí , te estoy hablando a ti TAN DI-VI-NO ARMANDO MENDOZA. El mundo está cambiando y no es lo mismo que era 20 años atrás, muchos guionistas han admitido que aunque ciertos finales de telenovela o cine no eran nada correctos ni mucho menos serían un vivieron felices para siempre si los ubicáramos en el mundo real, por el dinero que les trajo esa decisión, lo volverían a hacer mil veces.

Así que sí tú te buscaste un máldito neurótico, infiel, hijo de papi solo porque se parecía a Armando Mendoza, amikx, este es tu post:

ARMANDO Y BETY

El BATO agarró de las greñas a mi Diosa Patricia Fernández, ¿qué más quieren para saber que es de lo peor? Nos hicieron creer que Margie era la mala de la película, cuando el Armando era el monstruo en carne y hueso. Sí, es precioso, incluso en HD te deja en shock. Pero parece que tomaron todo lo malo de un hombre y se lo pusieron a él, era mentiroso, golpeador, neurótico, explosivo, gritón, mujeriego, hipócrita, explotador, nómbrenme algo malo que tuvo su ex de seguro lo tiene Armando, pero Bety estaba cegada, la hizo partícipe de todos sus actos fraudulentos, la humilló y la tenía de amante. En pocas palabras, Bety tenía tan baja- hasta el piso- de autoestima que permitió que Armando hiciera y deshiciera con ella. Al final todos fuimos felices de ver a un hombre “cambiado”, de familia, bueno y nos sentimos felices de que ella lo eligiera en vez de al francés: guapo, rico, se enamoró de ella por quien era, le ofreció vivir en la playa. Pásenme su número, parfavar.

¿Qué podríamos hacer si nos encontramos en esa situación?

Cuando ponemos a alguien en un pedestal solemos verle atributos que no tiene. Nos hacemos permisivas y nos cegamos ante una persona que no tiene ninguna virtud o nada comparado con la que nosotrxs le hemos otorgado. Tu apariencia física no es un determinante de tu valor como persona. No mereces conformarte con migajas solo porque consideras que alguien es más guapo. Una pareja debe ser un equipo, trabajar en igualdad y sobre todo no dejarle a otra persona la responsabilidad de determinar nuestro valor. Trabaja en aceptar quién eres, quererte y así podrás encontrar a alguien que no necesite llenar ese vacío.

SANDY Y DANNY

¿Conocen alguna mamá que está cegada con su hijx y no cree cuando alguien le dice que el niño no hace las tareas y se porta terrible? Igualita a mi cuando alguien me habla de Vaselina. Es mi película favorita por lo que cuando alguien insinuó que Sandy no se debió quedar con Danny,  QUEDÉ. ¿Cómo era posible que no me hubiera dado cuenta antes? La verdad es que todas las señales fueron claras, pero John Travolta en los 70’s era demasiado hermoso y bailarín como para que yo me diera cuenta. Danny es el clásico bato guapo, popular y medio estúpido con el que te besuqueaste en la adolescencia, lo tienes ahí en tus memorias y resurge en tu mente cuando tu marido te dice, “yo era un don juan de chamaco y tú toda monja, ¿no?”, sí, Juan, whatever makes you happy. Una pequeña aventura que posiblemente en la actualidad, esté panzón igual que tu Juan, pero ¿quién quiere saber eso? Una vez le dije a un amigo que al igual que ellos las mujeres también clasificamos a ciertos hombres como material que no es para relaciones. Y no me refiero a la Friendzone, me refiero a ese tipo bien parecido que no tiene ni un gramo de visión en su futuro y te apena presentárselo a tu familia. Pueden llamarle un chacal si gustan. Eso era Danny. ¿Ustedes creen que Sandy se quedaría con un hombre sin futuro? Claro que no. Sandy era de familia bien, bonita, inteligente y tuvo que rebajarse para lograr quedar al nivel de Danny, porque sí, él intentó mejorar, pero su mejora sigue siendo mediocre y baja para lo que ella era.

¿Qué podríamos hacer si nos encontramos en esa situación?

Puedes tapar el sol con un dedo, pero la luz saldrá por todos lados. Una pareja debe tener los mismos objetivos y luchar constantemente por lograrlos. Puede que uno de ustedes quede abajo, pero la diferencia nunca será extrema. Al momento que tu pareja te quede corta, la relación acabará. Así que no sigas quitándote los tacones para que esa persona te alcance, a veces ni con una operación de rodillas lo logrará.

Diana y Charles

Yo sé que ahora todos sabemos la asquerosidad que fue Carlos y para su mala suerte, mi Dianita hermosa, humilde mi chiquita, que DIOR la tenga en su santa gloria, murió y quedó como la víctima y lo fue, pero en aquellos tiempos Diana y Carlos eran  el cuento de hadas verdadero. Una jovencita plebeya, maestra de kínder, que conquistó al príncipe soltero y re feo más cotizado del mundo, Charles. A simple vista Diana lo tenía todo, era hermosa, carismática, popular, famosa, rica, inteligente, la mejor boda y vestido de la historia y princesa, pero le hacían falta dos cosas importantes: felicidad y amor. Vivió en un matrimonio sin amor, donde estuvo a la sombra de la amante de su esposo y ni siquiera podía disfrutar libremente de los mismos privilegios que gozaba su marido, vivía en una cárcel de oro hasta  que su lucha por su libertad la llevo a la muerte.  Creo que cuando pensamos en cuentos de hadas, no es este el final que esperamos.

¿Qué podríamos hacer si nos encontramos en esa situación?

Ya sé que te preguntarás, ¿dónde me voy a encontrar un príncipe que se case conmigo? Pero la verdad es que la situación de Diana es más común de lo que crees y muchos de los príncipes son esos politiquillos, muchos homosexuales de clóset, que buscan una esposa para promocionarse en campaña. Boda de envidia, casa de envidia, hijos de envidia, pero vivir a su lado es un infierno, lo peor es que no pueden decir ni pío porque son hombres de poder, que se creen dueños del Estado y la Justicia. Desafortunadamente, muchas de esas mujeres han quedado como Diana y los “príncipes” siguen sueltos con su cara de viudos tristes. Una nunca termina de conocer bien a su pareja, pero ten tus sentidos atentos, escucha lo que te dicen de ellos, analiza sus reacciones, ¿de novios le pega a la pared cuando se enoja? ¿te jalonea? ¿es celoso posesivo? ¿cada que toma se pone super mala copa? Amiga, ahí no es y hasta la casa más hermosa la sentirás como cárcel.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s